Abriendo el armario de Frida

5 Feb

Una exhibición de la ropa de Kahlo revela su feroz feminismo

La ropa, o la falta de ella, ha sido un tema recurrente en la comunidad artística feminista. En 1989, las Guerrilla Girls, se hicieron famosas por afirmar que menos del 5% de los artistas de la sección de arte moderno del Museo Metropolitano de Arte de Nueva York eran mujeres, mientras que el 85% de los desnudos en dicho espacio eran femeninos. En 1964, Yoko Ono hizo su ahora legendaria performance llamada “Cut piece” (Pieza cortada) en la cual el público presente podía rasgarle la ropa con un cuchillo hasta que ella quedara desnuda frente a ellos.

Ciertamente, la ropa y nuestra relación de género con ella continúa siendo un tema de análisis, performance y resistencia de las artistas feministas. Prueba de ello es una nueva exhibición presentada en la ciudad de México que nos muestra la ropa de uno de los  más amados íconos feministas del mundo del arte a nivel mundial. “Las apariencias engañan” presenta más de 300 prendas de la colección personal de vestidos, disfraces, equipos médicos (que la artista empleó debido a la enfermedad que la aquejó a lo largo de su vida) y accesorios.

Esta colección es el resultado de la minuciosa investigación que los trabajadores del museo han realizado en cada uno de los cuartos de La Casa Azul, antiguo hogar de Kahlo que además era el espacio donde ella daba rienda suelta a su creatividad. El lugar, ahora llamado “El Museo de Frida Kahlo”, también alberga esta exposición.

La edición mexicana de la revista Vogue, uno de los auspiciadores del evento, eligió a la artista para que apareciera en su portada por primera vez en octubre del 2012 convirtiendo a esta exposición en un extraordinario punto de encuentro entre las artistas feministas y el mundo de la moda. El poder de la exposición y la intensidad que surge de la relación entre Kahlo y sus vestidos –una relación definida por la expresión personal, lo femenino, el orgullo étnico, y el dolor físico que convirtió su vida en un reto. Para Kahlo, la decoración era una especie de extensión de su vibrante mundo interior, un medio para describir sus más profundas convicciones personales. ¿Qué manera más íntima de mostrar esto que en los vestidos que ella usaba?

1. Abriendo el armario de Frida

Kahlo es comúnmente considerada una pintora surrealista, pero el dolor físico con el que ella vivió –resultado de un horrible accidente en un autobús cuando era joven- fue un elemento determinante a lo largo su vida. La inclusión de varios accesorios médicos en “Las apariencias engañan”, entre ellos la prótesis de pierna y los corsés médicos que ella usaba debajo de sus vestidos, va más allá de su vida artística para mostrarnos cómo ella luchaba contra su cuerpo cada día. Verlos nos hace sentir como si fuésemos una especie de voyeuristas incómodos, pero que estén expuestos hace que la fuerza íntima del trabajo de Kahlo se amplíe.

Una de las piezas emblemáticas de la identidad pública creada a través de su vestimenta es el corsé de yeso con el emblema comunista de la hoz y el martillo. Como la activa comunista que fue, Kahlo usó este símbolo sobre su pecho, como si se tratara de un recordatorio permanente de sus convicciones y lealtad políticas. La intención de Kahlo de mostrar públicamente esta fragilidad física llenaron su trabajo y su vida de una fuerza extraordinaria. Dejando de lado las revistas de moda y la prensa, Kahlo nos muestra una relación con la forma de vestir que las feministas consideran un tema fascinante para investigar: cómo el cuerpo y la manera cómo lo lucimos puede ser una muestra de un infinito proceso de autoconocimiento.

Comienza a ahorrar desde ahora: “Las apariencias engañan” estará expuesta hasta noviembre de este año y vale la pena visitar esta muestra.

(*) Texto original: Opening Frida’s Closet: An Exhibition of Kahlo’s Clothing Reveals Fierce Feminism

Anuncios

2 comentarios to “Abriendo el armario de Frida”

  1. Angela M. Tobòn C. 11 febrero, 2013 a 6:44 pm #

    Fascinante! entre su planteamiento polìtico y su desarrollo estètico hay siempre coherencia, gracias por traernos este viento de alegria y fuerza de Frida!
    Solo una observaciòn, asi como vamos trabajando el lenguaje las feministas en funciòn de hacerlo inclusivo me pregunto si mejor seria decir que ella luchò con su cuerpo, territorio polìtico en lo mas profundo de si, que contra su cuerpo… es importante que nos apropiemos de nuestros cuerpos con la misma lealtad que nos apropiamos de nuestros destinos.
    Cariños y gracias por sus aportes siempre.

    • Nina Nin 11 febrero, 2013 a 6:50 pm #

      Angela:

      Coincido contigo en que podría decirse que ella luchó con su cuerpo y no contra él, pero el artículo no lo escribirmos nosotras. Esta es una traducción, como podrás ver al final del post hay un enlace al texto original.

      Cariños para ti.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: